Sintomas del estrés en la mujer

abril 23, 2009 by admin


Depresión
Es la consecuencia directa y más frecuente tras un periodo de estrés. La depresión puede agudizar trastornos del sueño, apatia y tristeza, soledad y ganas de llorar, ausencia de reacción ante estímulos y, lo peor, la idea del suicidio como fin del padecimiento.
Desconcentración
La falta de concentración en el trabajo, los estudios o incluso en una lectura agradable sume al enfermo en una desesperación aún mayor, ya que en una situación de estrés, la persona intenta superarse a sí misma y rendir más y consigue el efecto contrario. También disminuye la memoria, incluso del pasado más reciente.
Ansiedad
Es la defensa a la que recurre el ser humano ante el estrés, pero también puede ser consecuencia de éste. Es una respuesta biológica, fuera del control voluntario. Se manifiesta con palpitaciones y opresión en el pecho, pánico y desasosiego, insomnio, temblores y sofocos, respiración acelerada, dilatación de las pupilas y sudoración.
Irritabilidad
Sentirse irritado y de mal humor no hace sino aumentar la ira, ya que la persona se siente incapaz de modificar su conducta. La consecuencia directa es una relación pésima con las personas de su entorno y, en el peor de los casos, induce a actos violentos.
Baja autoestima
El estrés acaba disminuendo la confianza en sí mismo. La sensación acuciante de no estar haciendo lo que los demás esperan de uno provoca que se infravalore y una sensación de debilidad, que aumenta el estrés.

3 comentarios »

  1. la imformacion es muy buena pero seria mejor si fuese mas detallada

    Comentario by evelin cevallos — mayo 12, 2010 @ 7:49 pm

  2. A raiz de perder el trabajo me siento apática, no se lo que me pasa y como se llama lo que me pasa. Tengo 35 años y hace años, a raíz de perder el trabajo y todos los amigos que aún me importan me siento sola. Me siento sola, aburrida de la vida, sin ilusiones de vivir, de seguir hacia delante. Mi pareja y yo tenemos problemas económicos y ya no aguanto mas, tengo ganas de dejarlo todo, incluso momentos de idear mi propio suicidio. Me da de pensar que cuando yo falte a nadie le importa, que la vida sigue igual. Tengo algo que me sustenta para vivir: Mis padres y mi pareja, que el pobre no sabe que hacer conmigo. Pero no es culpa de él ni de nadie, no tengo ganas de nada y sobre todo me he vuelto desconfiada, muy negativa, no creo ya en el amor ni en la amistad. Sobre todo la obsesión de que me hago mayor, (ya no soy una niña), de que no gusto a los demás. No me siento atractiva y tengo la autoestima por el suelo. Pensamientos de hipocondria, pensamientos subrealistas, pensamientos de suicido. No tengo ganas de nada y el psiquiatra no me ayuda nada. ¡¡¡¡¡AYUDA….!!!!!

    Comentario by Cristina Abascal Cámara — febrero 25, 2011 @ 2:37 pm

  3. Me encanta….me encanta. Las fotos las colecciono porque son impresionantes. Me gusta la gente que trabaja en ella, ya me han contestado a una duda y estoy encantada. Seguir así por favor, no sabeis el bien que me haceis.

    Comentario by Cristina Abascal Cámara — febrero 25, 2011 @ 2:39 pm

RSS feed para los comentarios de esta entrada. TrackBack URL

Deja un comentario





© 2008 Mujer-actual.org | Todos los derechos reservados.